El 19 de abril de 1825, un grupo de hombres cruzó el río Uruguay en dos lanchones y desembarcó en las costas de Soriano. En la playa de La Agraciada juraron seguir hasta las últimas consecuencias. Su lema era Libertad o muerte” y llevaban la bandera con los colores de Artigas. Así comenzó un nuevo ciclo revolucionario. Instalaron un gobierno provisorio en Florida y en los años siguientes se produjo una guerra entre el Imperio del Brasil y las Provincias Unidas que culminó con la independencia del Uruguay.

 

más información

En enero de 1825 se conoció en Buenos Aires la noticia de que unas semanas antes las tropas de Antonio José de Sucre habían derrotado al ejército españolista en Ayacucho, Perú. El entusiasmo por la victoria criolla motivó a los orientales exiliados en Buenos Aires a reforzar sus esperanzas y comenzaron a preparar una acción. Durante varios meses se reunieron en un saladero en las afueras de Buenos Aires. La acción finalmente se llevó a cabo en la madrugada del 19 de abril de 1825. Cuando desembarcaron en la costa oriental, los esperaban rebeldes orientales que apoyaban la causa, provistos de caballos.

No era un grupo muy numeroso, aunque seguramente eran más de 33. La lista de los que desembarcaron en Soriano incluye a 21 orientales, 3 argentinos, 4 paraguayos, 2 africanos y 10 hombres de los que no se conoce fecha ni lugar de nacimiento. Era un grupo muy variado. Había jóvenes de 15 años y señores de más de 60; en promedio andaban por los 30 años. Los lideraba Juan Antonio Lavalleja, acompañado de su hermano Manuel y de Manuel Oribe. La mayoría había participado de las luchas artiguistas.

A partir de ese momento se inició un nuevo ciclo revolucionario en el territorio oriental, que culminó con la guerra entre Brasil y las Provincias Unidas y la firma de la Convención Preliminar de Paz en 1828. Desde el desembarco en La Agraciada a la firma del tratado de paz, los orientales organizaron un gobierno provisorio. Las acciones de ese gobierno fueron importantes para el futuro del país. Entre otras se encuentran la redacción de las leyes del 25 de agosto de 1825: independencia del Imperio de Brasil, unión a las Provincias Unidas del Río de la Plata y creación del pabellón tricolor.